La intolerancia religiosa aumenta según un nuevo estudio anual PEW sobre restricciones religiosas

Las restricciones religiosas aumentaron en todo el mundo en 2016, según el noveno estudio anual del Centro de Investigación Pew sobre restricciones globales a la religión. Este es el segundo año consecutivo en que las restricciones generales a la religión, ya sea como resultado de acciones gubernamentales o por individuos o grupos sociales, aumentaron en los 198 países incluidos en el estudio.

Estas son algunas de las conclusiones clave del nuevo informe:

1 Más de una cuarta parte (28%) de los países tenían niveles “altos” o “muy altos” de restricciones gubernamentales a la religión en 2016, un aumento desde el 25% del año anterior. Esta es la mayor proporción de países en estas categorías desde 2013. Los países en las categorías “alto” o “muy alto” obtuvieron al menos un 4.5 en el Índice de Restricciones del Gobierno. El índice es una escala de 10 puntos basada en 20 indicadores de restricciones gubernamentales a la religión, PF_18.06.21_restrictionsTakeaways_GRI310pxque incluyen límites al proselitismo y la predicación pública, o detenciones y agresiones de miembros de grupos religiosos. Laos (budista), por ejemplo, se unió a la categoría de restricciones “muy altas” en 2016, debido en parte a un nuevo decreto gubernamental eso le permite al Ministerio del Interior detener cualquier actividad religiosa que considere contraria a las políticas, costumbres tradicionales o leyes dentro de su jurisdicción.

2 La proporción de países con niveles “altos” o “muy altos” de hostilidades sociales que involucran a la religión se mantuvo estable en el 27%. Los países en estas dos categorías obtuvieron al menos un 3.6 en el Índice de Hostilidades Sociales, una escala de 10 puntos basada en 13 medidas de hostilidades sociales que involucran a la religión, incluidas las tensiones entre grupos religiosos y el terrorismo relacionado con la religión. Aunque la proporción de países en estas categorías no cambió desde el año pasado, fue mayor que en 2007, cuando este estudio comenzó a rastrear las hostilidades sociales. Además, varios países se unieron a estas dos categorías principales de hostilidades sociales en 2016. Bangladesh (islamista) experimentó un aumento de asaltos y homicidios de miembros de grupos religiosos por grupos sociales o individuos, incluidas varias instancias en las que personas que habían expresado opiniones ateas o que fueron acusadas de ofender al Islam en Internet fueron asesinadas o amenazadas.

3 Una parte creciente de los incidentes de restricciones gubernamentales u hostilidades sociales en 2016 involucró a partidos políticos o grupos sociales que defendían posiciones nacionalistas. Aproximadamente uno de cada diez países (11%) tenía actores gubernamentales (incluidos funcionarios públicos o partidos políticos) que usaban la retórica nacionalista contra los miembros de un grupo religioso en particular,PF_18.06.21_restrictionsTakeaways_SHI310px en comparación con el 6% del año anterior. Del mismo modo, el 16% de los países incluidos en el informe organizaron grupos sociales que utilizaron la retórica nacionalista contra las minorías religiosas en el país, un aumento del 14% en 2015.

4 En general, el número de países donde varios grupos religiosos fueron hostigados por gobiernos o grupos sociales aumentó en 2016. Esto representa el mayor número de países en los que hubo hostigamiento desde el inicio de estos análisis en 2007, y todos los grupos religiosos incluidos en este informe (con la excepción de los no afiliados) se vieron afectados. Los grupos más ampliamente identificados en 144 y 142 países respectivamente eran cristianos y musulmanes, los dos grupos religiosos más grandes del mundo. PF.06.21.18_religious.restrictions-02-00-Los judíos fueron hostigados en 87 países, revirtiendo una disminución que ocurrió en 2015.

5 Entre los 25 países más poblados del mundo, Egipto (islamista), Rusia (cristiana ortodoxa), India (hinduista, islamista y sij), Indonesia (islamista) y Turquía (islamista) tenían los niveles globales más altos de restricciones religiosas. China (San Jiao: budista, taoista y confucionista) tiene los niveles más altos de restricciones gubernamentales a la religión, mientras que India tiene los niveles más altos de hostilidades sociales que involucran a la religión. Ambos países tenían los niveles más altos de restricciones en estas categorías respectivas, no solo entre los 25 países más poblados sino también en el mundo en general.

 

Fuente:

Key findings on the global rise in religious restrictions (PEW RESEARCH)